Es en la comunidad de El Chocolate, ubicada en el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, donde sucede la magia de la cadenilla.

Chocolate cuenta con 1100 habitantes (INEGI 2010)  de los cuales el 56% son mujeres y el resto hombres. El 90% del total de la población tiene como actividad económica primaria, bordar cadenilla.

Es decir TODA UNA COMUNIDAD trabaja para  poner en alto a los textiles mexicanos.

Algo que caracteriza a los habitantes de el Chocolate, es que son bilingües. Su lengua materna es el mixe y el español es su lengua complementaria.